Versión 0.8 Beta. Ingresar | Registrese

Ingresar

 
E-mail :
Contraseña :
Aun no se ha registrado?
Click aquí
Inicio » La Virgen María » Reflexiones »
Reflexiones

María es el Paraíso de la Encarnación

Publicado 2017/03/25
Autor : Redacción

Para el Verbo Encarnado, el nuevo Adán, era necesario un Paraíso.

| Imprimir | Email E-mail | Report! Corregir | Share

4.jpgDios, a fin de honrar la majestad de su Hijo, preparó durante mucho tiempo el mundo moral para su venida, como había preparado del mismo modo el mundo físico para la aparición del hombre, rey de las criaturas. La obra de reparación que debía salvar al género humano es, en un orden superior, la repetición de la obra de la Creación.

Tras haber preparado el mundo físico, Dios no pone en él al azar al hijo de su amor. Había plantado un jardín de delicias en donde la naturaleza más vehemente y fecunda prodigaba sus dones para encanto de la vista y deleite de los sentidos. Una misma fuente se extendía allí en cuatro corrientes de agua cuyo apacible oleaje balanceaba lentamente el oro mezclado con las piedras preciosas de su cauce. En este Paraíso colocó Dios al hombre para que lo guardara y lo cultivara.

Para el Verbo Encarnado, el nuevo Adán, era necesario un Paraíso; no ya una tierra fértil de la cual tomaría posesión después de creado, sino una morada viviente donde se formaría su carne adorable, un santuario lleno de misterio y de gracia donde se celebrarían las inefables bodas de la naturaleza humana y de la naturaleza divina.

Y porque el Verbo, Dios eterno, es anterior a su Paraíso, porque Él lo ha escogido con su Padre desde el principio de los siglos, porque lo ha preferido a todas las criaturas y ha concentrado en este único objeto la más tiernas complacencias de su amor, le incumbe, antes de entrar en él, preservarlo de toda invasión de pecado y acumular en él todas las bellezas y todas las riquezas de la naturaleza y de la gracia.

Ya os habréis anticipado a la explicación de mi pensamiento, señores, y habréis dicho en vuestro corazón: "El Paraíso de la Encarnación es María".

Sí, es María, cuyas grandezas me siento feliz y orgulloso de publicar. María es el Paraíso de la Encarnación.

MONSABRÉ, OP, Jacques-Marie-Louis. "Le Paradis de l'Incarnation". In: "Exposition du Dogme Catholique. Préparation de l'Incarnation. Carême 1877". 11.ª ed. Paris: Lethielleux, 1905, t. V, pp. 289-293

 

Su voto :
0
Resultado :
0
- Votos : 0

Artículos Recomendados

Papa habló de la misión de la Iglesia a 150 nuevos obispos, en la Sala del Consistorio

El encuentro fue realizado en la Sala del Consistorio, al final de la mañana de ayer...Más

Propuesta de ley para reintroducir cruces en lugares públicos

Propuesta de ley para reintroducir cruces en lugares públicos...Más

2018-09-15 - Evangelio según San Juan 19,25-27

Pero yo confío en ti, Señor, te digo: "Tú eres mi Dios." En tus manos están mis azares: líbrame de los enemigos que me persiguen....Más

2018-09-14 - Evangelio según San Juan 3,13-17

Porque Dios no mandó su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo se salve por él....Más

2018-09-13 - Evangelio según San Lucas 6, 27-38

Señor, sondéame y conoce mi corazón, ponme a prueba y conoce mis sentimientos, mira si mi camino se desvía, guíame por el camino eterno....Más

Últimos vídeos   ‹‹‹

Copyrigth Heraldos del Evangelio - Todos los derechos Reservados.