Un sacerdote heraldo es nombrado Administrador Apostólico en Ecuador

Publicado 2010/12/12
Autor: Redacción

El Papa Benedicto XVI nombró al P. Rafael Ramón Ibarguren Schindler, EP, como nuevo Administrador Apostólico del Vicariato de San Miguel de Sucumbíos (Ecuador).

 

1.jpg
P. Rafael Ramón
Ibarguren Schindler, EP

El pasado mes de octubre el Papa Benedicto XVI nombró al P. Rafael Ramón Ibarguren Schindler, EP —sacerdote argentino que pertenece a la Sociedad de Vida Apostólica Clerical Virgo Flos Carmeli—, como nuevo Administrador Apostólico del Vicariato de San Miguel de Sucumbíos (Ecuador), tras la renuncia, por límite de edad, del anterior vicario, Mons. Gonzalo López Marañón, OCD.

La toma de posesión del cargo se realizó el 30 de octubre en la misma sede del vicariato, hacia donde se desplazó el P. Ibarguren acompañado por el Nuncio Apostólico, Mons. Giacomo Guido Ottonello, y por el presidente de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana y Arzobispo de Guayaquil, Mons. Antonio Arregui Yarza. Enseñal de fraternidad eclesial, también asistieron los obispos de las vicarías vecinas: de Napo, Mons. Celmo Lazzari, CSJ, y de Aguarico, Mons. Jesús Esteban Sádaba Pérez, OFMCap.

Al dirigirse al pueblo por primera vez el P. Ibarguren subrayó su deseo de empezar por conocer la realidad de ese vicariato y estrechar los vínculos eclesiales con todos los movimientos y congregaciones religiosas que allí trabajan.

Mons. Arregui, a su vez, le dio la bienvenida en nombre de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana.

2.jpg
Presentación del administrador – A la izquierda, Mons. Gonzalo López Marañón da la bienvenida al nuevo administrador, en presencia del Nuncio Apostólico, durante el acto de traspaso del gobierno del vicariato. A la derecha el P. Rafael Ibarguren, EP, dirigiendo sus primeras palabras al pueblo y a los movimientos.

El Vicariato Apostólico de San Miguel de Sucumbíos fue erigido por la Santa Sede el 2 de julio de 1984. Está situado al nordeste de Ecuador, en plena selva amazónica, y tiene una extensión de 18.008 km².

La mayor parte de la población, de 173.461 habitantes —de los cuales el 80% son católicos—, está compuesta por indígenas, afroamericanos e inmigrantes.

3.jpg
Atención pastoral – Administrar los Sacramentos, charlar con los fieles y darles orientación espiritual ha sido una de las primeras preocupaciones del nuevo administrador y de los sacerdotes heraldos que le acompañan.

 

4.jpg
Misa en las comunidades – Sacerdotes heraldos se repartieron por diversas capillas del vicariato para conocer a los miembros de cada comunidad y celebrar con ellos la Eucaristía. En las fotos, una Misa dominical en la capilla de San José Obrero (a la izquierda) y en la del Divino Niño Jesús (a la derecha).

 

5.jpg
Juramento del cargo – El P. Rafael Ibarguren, EP, durante la ceremonia del juramento en la capilla de la
Nunciatura Apostólica de Quito.
Acogida de los religiosos – Los Franciscanos Conventuales acogieron a los Heraldos del Evangelio con fraternal alegría.